El boxeador cubano Lázaro Álvarez, tricampeón del mundo y dos veces bronce olímpico, confirmo que la sanción impuesta por las autoridades deportivas de Cuba fue por teñirse el pelo.

«En una información que salió se mencionaba que la sanción había sido a causa de varias indisciplinas que cometí y no es así. Realmente fue por teñirme el pelo, algo que sé no está establecido en el reglamento interno de la escuela, pero lo hice por un asunto religioso y no por una cuestión de moda», dijo Álvarez.

«Traté de explicarle educadamente, con moderación, pero él nunca me creyó. Le propuse incluso hacer una reunión con los atletas para explicarles que era por un tiempo determinado y no crear situaciones negativas en el equipo, pero no quiso» dijo el atleta en referencia a la sanción de las autoridades de la Federación de Boxeo.

«Para no quitarle a él la credibilidad, lo único que pudieron hacer fue apartarme por seis meses de las competencias. Sin embargo, con ello perdí la posibilidad de participar en la única lid en la que me necesita mi provincia en el año», lamentó.

«Tengo que decir que aquí está Lázaro Álvarez, que mis principios, mis valores y mi condición de atleta no van a cambiar y que son los mismos desde que levanté por primera vez la bandera en el podio hasta hoy», afirmó el boxeador.


La decisión de las autoridades del boxeo han sido muy criticadas incluso por la prensa oficialista.