Bank of America está enfrentando criticas tras informes de que la compañía ha congelado las cuentas de los clientes debido a preguntas sobre su estado de ciudadanía.

Un informe publicado el jueves por el Miami Herald describe a numerosos clientes de Bank of America que dicen que han sido excluidos de sus cuentas después de no poder responder preguntas sobre su ciudadanía o proporcionar documentación que se considere aceptable.

El banco dice que le pregunta a los titulares de cuentas sobre su país de ciudadanía para cumplir con las sanciones específicas de cada país y rutinariamente lleva a cabo actividades de divulgación para garantizar que la información esté actualizada.

En un caso descrito por The Herald, Saeed Moshfegh, estudiante de doctorado iraní en la Universidad de Miami, dijo que se le negó el acceso a su cuenta después de que su sucursal local del Bank of America se negó a aceptar la documentación que ofreció para demostrar su condición de estudiante.


«Este banco no sabe cómo funciona el sistema de inmigración, por lo que no aceptaron mi documento», dijo Moshfegh al Herald.

Dan Hernández, un escritor de televisión de origen cubano, dijo que el banco suspendió su cuenta de negocios en diciembre de 2016 por sospechas de que estaba haciendo negocios con Cuba. El problema se resolvió luego de enviar un tweet a la cuenta de redes sociales del banco.

«Fue muy aterrador», le dijo Hernández al Herald. «Sabía que no hice nada malo, pero pone dudas en tu mente. Un banco puede aplastar tu vida por razones arbitrarias y nunca decir por qué «.

En un comunicado el 28 de julio, el banco dijo que «periódicamente puede solicitar información», incluyendo el país de la ciudadanía y la prueba de la residencia en los Estados Unidos, a los clientes. Varios otros bancos importantes, incluidos Wells Fargo y Citibank, hacen preguntas a los clientes sobre la ciudadanía.

«Las regulaciones no están destinadas a determinar el estado de inmigración. Al igual que otros bancos, solicitamos información sobre la ciudadanía para que podamos cumplir con las sanciones específicas del país, así como con los requisitos de diligencia debida del cliente impuestos por el gobierno de EE. UU. El estado de ciudadanía no se considera cuando se trata de establecer cuentas bancarias y el estado de ciudadanía de nuestros clientes no se comparte con ninguna otra parte.» dijo Bank of America.