Un niño de dos años que desapareció hace más de tres días días fue encontrado muerto y los detectives creen que su madre tiene la culpa, según el Departamento de Policía de Largo.

Durante una conferencia de prensa, el mayor de la policía de Largo, Stephen Slaughter, dijo que los detectives estaban decididos a encontrar a Jordan Belliveau, de 2 años. Horas más tarde, encontraron su pequeño cuerpo abandonado en una zona boscosa cerca de McMullen Road y Alt Keene Road en Largo.

Su madre de 21 años, Charisee Stinson, les había dicho a los detectives que estaba caminando con Jordan cuando aceptó un viaje de un extraño, que la golpeó en la cabeza y se llevó a su hijo. El martes por la noche, los oficiales la acusaron de matarlo.

El Departamento de Aplicación de la Ley de Florida canceló la Alerta Amber, y los fiscales del Condado Pinellas acusaron a Stinson de asesinato en primer grado.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba