Por varias horas el Aeropuerto Internacional de Ft. Lauderdale detuvo sus operaciones luego que una llamada de alerta fuera recibida por las autoridades locales en la madrugada de este jueves.

La Oficina del Sheriff de Broward dijo que los agentes recibieron información alrededor de la 1:10 a.m. de «cables sospechosos encontrados en un vehículo estacionado en el nivel superior del aeropuerto».


La autoridades se movilizaron enseguida para investigar la amenaza. Como consecuencia el aeropuerto cesó sus operaciones, todas las vías de entrada y salida del aeropuerto se cerraron y esto causó retrasos en el tráfico durante millas.

El escuadrón de bombas de BSO finalmente determinó que los cables no eran una amenaza, dando un visto bueno poco después de las 7 a.m.

“Las operaciones en FLL están volviendo gradualmente a la normalidad luego de un incidente de seguridad anterior fuera de las Terminales 2 y 3”, dijo el aeropuerto. «Tenga paciencia ya que los empleados de FLL, incluido el personal de TSA y CBP, pueden regresar al aeropuerto para reanudar las operaciones».

FLL insta a los viajeros a consultar con sus aerolíneas el estado de los vuelos que fueron retrasados.


Según reportara Local 10 News, en Griffin Rd a la entrada del Perimeter Rd las personas estaban alrededor de las 3 am afuera de sus autos con sus maletas esperando los dejaran ingresar al aeropuerto.