Pavo del Día de Acción de Gracias. Foto: Claudio Schwarz | @purzlbaum en Unsplash

El próximo jueves se celebra en Estados Unidos el Día de Acción de Gracias, fecha en que las familias se reúnen y cenan juntos pero que tiene un origen de hace siglos y que es una mezcla de tradiciones nativas y europeas para celebrar el fin del ciclo de la cosecha.

La mayoría de personas en Estados Unidos celebran esta fiesta con reuniones familiares en sus hogares donde preparan un banquete, en muchas casas es común ofrecer una oración de gracias. El plato principal tradicional para la cena es un gran pavo asado u horneado.


Pero hay algunas cosas que no son muy conocidas y probablemente no sabías sobre el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos.

1. Las sobras y la comida congelada

Las comidas congeladas deben agradecerle al Día de Acción de Gracias. En 1953, la empresa Swanson calculó mal el número de pavos que se necesitarían para la festividad (por 26 toneladas). A alguien con una mente de negocios se le ocurrió una brillante idea: cortar la carne de los pavos sobrantes y empacarla con algunos acompañamientos.

2. Día de Acción de Gracias no se celebra solo en Estados Unidos


El Día de Acción de Gracias no se celebra solo en Estados Unidos; los canadienses también lo celebran, pero en octubre.

3. El pr sidente Franklin D. Roosevelt intento cambiar la fecha

En 1939, el presidente declaró que los estadounidenses deberían celebrar la fiesta anual una semana antes, esperando que la decisión estimulara las ventas minoristas durante la Gran Depresión. Pero los estadounidenses no reaccionaron amablemente a la comida del New Deal. Algunos salieron a las calles a protestar.

3. Debate sobre el perdón presidencial del pavo

La tradición anual de la Casa Blanca de perdonar un pavo antes del Día de Acción de Gracias comenzó en 1947, cuando el presidente Harry Truman tuvo piedad de una afortunada ave. Otros historiadores dicen que la práctica comenzó durante la década de 1860, cuando Abraham Lincoln concedió un perdón a un pavo de mascotas perteneciente a su hijo.

4. Día de fiesta

Cuando Abraham Lincoln declaró el Día de Acción de Gracias una festividad nacional, fue gracias a los incansables esfuerzos de una editora de revista llamada Josepha Hale, quien también fue la autora de la canción ‘Mary Had a Little Lamb’.

5. El Día de Acción de Gracias se celebró una vez en Londres

En 1942, se celebró en Londres servicios de Acción de Gracias para tropas estadounidenses estacionadas en Inglaterra. Más de 3.500 soldados llenaron los bancos de la iglesia para cantar América, primera vez en los 900 años de historia de la iglesia que un ejército extranjero fue invitado a entrar. Fue un gesto irónico dado los orígenes de la fiesta como un festival para los peregrinos que huían de la tiranía religiosa en Gran Bretaña.

6. Los Detroit Lions siempre juegan el Día de Acción de Gracias

El Día de Acción de Gracias está regido por dos palabras muy poderosas: «comida» y «fútbol». Casi tan viejo como el deporte en sí, la tradición de ver el fútbol en Acción de Gracias comenzó en 1876, cuando la recién formada American Intercollegiate Football Association celebró su primer juego de campeonato. Menos de una década después, más de 5.000 clubes, universidades y equipos de fútbol de la escuela secundaria celebraron juegos en Acción de Gracias, con match-ups entre Princeton y Yale atrayendo a más de 40.000 aficionados de sus comedores. 1934 marcó el primer juego de la NFL celebrado el Día de Acción de Gracias cuando los Detroit Lions se enfrentaron a los Chicago Bears. Los Leones han jugado en Acción de Gracias desde entonces – excepto, por supuesto, cuando el equipo fue llamado a servir durante la Segunda Guerra Mundial.