El Aeropuerto Internacional de Orlando es el de mayor tráfico aéreo en EEUU, y será el primero del país en requerir un reconocimiento facial a través de un dispositivo electrónico a todos los pasajeros en vuelos internacionales, tanto en llegadas como en salidas, reporta Diario Las Américas, citando un medio local.

Los pasajeros de nacionalidad norteamericana también estarán incluidos en el nuevo requerimiento.

Algunos defensores de la privacidad, se encuentran recelosos, con la medida, puesto que exponen “no existen reglas formales para manejar los datos recabados de los escáner, ni directrices formales sobre lo que debería suceder si a un pasajero se le impide erróneamente abordar” un avión.

En otros aeropuertos del país como el de Atlanta, Boston, Chicago, Houston, Las Vegas, Miami, Nueva York y Washington ya se utilizan los escáneres faciales para algunos vuelos internacionales, pero no perjudican a todos los viajeros, como si podría afectarlos el nuevo programa de Orlando.


El diario Orlando Sentinel recoge que los ciudadanos norteamericanos “podrán estar obligados a proporcionar fotografías al entrar o salir de Estados Unidos”, según notificó Jennifer Gabris, portavoz de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EEUU (CBP).

Sin embargo desde la Universidad Georgetown, Harrison Rudolph, del Centro de Leyes piensa que esta medida podría propiciar errores puesto que “no estamos hablando de una puerta (de embarque o llegada) sino de “cada una de las puertas de salida internacional”, enfatizó.

Para Rudolph se traduce en una “gran cantidad de personas para escanear”, una situación que podría incrementar los errores en el control de viajeros en el aeropuerto”, añadió.

(Con información de Diario Las Américas)