El jueves se firmó un acuerdo en la capital cubana, por parte de autoridades gubernamentales y el Sistema de Cooperación Internacional de Japón (JICS, por sus siglas en inglés), con el objetivo de adquirir más de 60 camiones colectores de desechos sólidos valorados en 10 millones de dólares.

Reinaldo García Zapata, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular, indicó que el convenio con Tokio incluye de igual modo el suministro de piezas de repuesto, y contribuirá a mejorar los servicios comunales en La Habana, previendo el 500 Aniversario de la fundación de la ciudad, en 2019, recogió la oficial Prensa Latina.

Otro reporte de la oficial Agencia Cubana de Noticias, reporta que la capital del país necesita 92 equipos colectores de basura, y que en la actualidad trabajan con aproximadamente 40.

Resaltó que se espera adquirir medios para el resto de las actividades de Comunales como áreas verdes y servicios necrológicos, en una segunda parte del proyecto que se encuentra prevista.


El jefe de División de JICS, Takuma Momoi, aseguró que el organismo que dirige será responsable de llevar adelante el Proyecto de Mejoramiento del Manejo de Desechos en La Habana.

Momoi detalló: “En nuestra sede principal, ubicada en Tokio, nos encargamos desde hace casi 30 años de la implementación de iniciativas que se desarrollan en diferentes partes del mundo, principalmente financiados con los impuestos del pueblo japonés”.

A fines de 2018 se espera lleguen los primeros 60 camiones recolectores.

(Con información de Diario de Cuba)