Estudiantes regresan a las aulas en Key Largo, FL

Después de comenzar el año escolar virtualmente, el condado de Monroe dio la bienvenida a los estudiantes desde preescolar a quinto grado a regresar a las aulas mientras que los grados 6-12 están aún en un modelo híbrido.


Con señalización, desinfección y aulas más pequeñas con escritorios separados, Laura Lietaert, directora de Key Largo School, dice que los estudiantes pasarán todo el día con sus compañeros de clase en lo que ellos llaman un «cohorte».

“Cuando los niños vienen al recreo, tenemos cuatro o cinco clases por nivel de grado y se dispersan, una [clase] por área”, dijo. “Así que los niños no se mezclan. Permanecen en un cohorte todo el día, con el mismo grupo de niños y el mismo maestro «.

Las clases de arte y música serán en la misma aula, así como el almuerzo para tratar de mantener a los estudiantes en un mismo espacio y no mezclados con otras aulas.

Cada noche se realizará una limpieza profunda de todos los centros escolares.


La maestra de segundo grado de Key Largo, Shelby Price, dijo que la instrucción virtual «ha sido realmente difícil», por lo que se siente alentada por el regreso a la escuela y confía que se están tomando las medidas de precaución adecuadas.

Teniendo en cuenta que la economía del condado de Monroe se sustenta en el turismo, Lietaert dijo que muchos de los padres son trabajadores esenciales en la industria de viajes y hotelería y no tienen la capacidad de quedarse en casa con sus hijos pequeños para supervisar el aprendizaje a distancia.

Un portavoz del distrito dijo que tener K-5 de tiempo completo era importante porque les resulta más difícil navegar por las computadoras y realmente necesitan instrucción en persona. A los estudiantes mayores les resulta más fácil navegar por las plataformas informáticas, además los padres se sienten más cómodos dejándolos solos en casa.

Los estudiantes en los grados 6-12 están en un horario «A / B», regresan al salón de clases a tiempo parcial y asisten a la escuela en línea otros días. Eso mantendrá baja la población escolar para ayudar con el distanciamiento social.

Lietaert dijo que los padres tienen dos semanas para decidir si quieren mantener a sus estudiantes en la escuela a tiempo completo o si quieren permanecer virtuales. Tienen que decidir antes del 29 de septiembre y mantener ese compromiso hasta enero.