Raymond Shove de Ontario, tuvo una larga semana de trabajo en la construcción, y decidió detenerse a tomar una taza de café en su camino a casa.

Luego de que compró su café, Shove se detuvo en el Fastrac en Rt. 104. cerca de Knickerbocker Rd., compró un boleto de lotería y se fue a su hogar en la noche.

El hombre contó que bajó a su sótano, rascó el boleto de la lotería de $ 5 millones de dólares y se sorprendió con el resultado.

“Jugué este juego por un tiempo, pero quedé muy conmocionado cuando me di cuenta de que había ganado el premio mayor”, detalló.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Shove explicó que luego tranquilamente dejó su boleto y se fue a la cama. “Ni siquiera se lo dije a mi esposa. Lo deslicé debajo de algunos periódicos y me fui a dormir”. ¿El hombre de Ontario que trabajó toda la vida en la construcción era un nuevo millonario lo supo, y se fue a dormir?

Luego de retenciones requeridas, el premio entregado a Shove será de $ 3,309,000.

“Nunca tuve esta cantidad de dinero, así que probablemente invertiré la mayor parte, cuidando a la familia y planificando el futuro”, declaró el sencillo constructor.

Shove es la séptima persona en lo que va de año en ganar al menos $ 1 millón jugando un juego de la Lotería de Nueva York.

(Con información de Mundo Hispánico)