A través de la policía de Tampa se pudo conocer que un perro violento hospitalizó a tres personas, al tratar una de ellas de vestirlo con un suéter.

Un pit bull llamado Scarface mordió a una mujer de 52 años que intentaba ponerle un abrigo, después el esposo de ésta fue también agredido por el perro en cuestión, al tratar de ayudar a su compañera.

Según señala la policía el hijo de 22 años de las víctimas fue atacado por el animal, al tratar de ultimarlo apuñalándolo.

El descontrolado can hizo caso omiso a un dardo tranquilizante disparado por funcionarios del Departamento de Control Animal, quienes finalmente tuvieron que someterlo utilizando una pistola eléctrica.