La tormenta de nieve y frío, que ha hecho acto de presencia con mucha fuerza en España, dio lugar a interrupciones en el transporte, y dejó a miles de españoles sin electricidad.

Mariano Rajoy, presidente del Gobierno español, hizo saber su solidaridad con las personas que han sido afectadas. Íñigo de la Serna, su ministro de Fomento, se disculpó con los que quedaron atascados en carreteras y trenes, luego de las nevadas tan fuertes de estos días.

La Agencia Estatal de Meteorología, manifiesta que, la violenta tormenta irá amainando en los días venideros.
El transporte ferroviario ha tenido sus más precarias situaciones, en la provincia de Albacete (centro de España) y sus comunicaciones con Madrid y con Valencia (este del país), que han afectado a miles de personas.

Se calcula que aproximadamente 32,000 personas se han visto afectadas por falta de electricidad en Valencia y sus alrededores, al caerse una torre eléctrica.


Por otra parte, en Castilla-La Mancha (centro), las incesantes nevadas, han sido las responsables del corte de electricidad a 20,000 vecinos de la región.