Fuertes ráfagas de vientos sacudieron un crucero de la Florida, dejando a varios pasajeros a bordo con lesiones.


Todo sucedió en la noche del domingo. El Norwegian Cruise Lines dijo que el Norwegian Escape se encontró con vientos estimados a 115 mph (185 km/h) que hicieron que la embarcación se inclinara severamente hacia el lado derecho.

La línea de cruceros dijo en un comunicado el martes que se reportaron varias lesiones, pero no dijo exactamente cuántas o qué tipo de lesiones ocurrieron.

Norwegian dice que los pasajeros recibieron tratamiento del personal médico. La embarcación no tuvo daños y se mantuvo en pleno funcionamiento, continuando a su destino.

El barco estaba en un crucero de ida y vuelta de siete días desde Nueva York a Florida. Llegó a Port Canaveral, Florida el martes.

De acuerdo a la compañía, el Norwegian Escape puede albergar a más de 4,200 pasajeros y más de 1,700 tripulantes.