Un propietario de una casa de Naples recibió una gran sorpresa recientemente cuando un oso negro de Florida se vio en la entrada de su casa, por la cámara, tocando el timbre de la puerta.


El video de la cámara del timbre muestra al oso caminando hacia la puerta principal, derribando algunas decoraciones navideñas y finalmente presionando su nariz en el timbre. El dueño de la casa respondió a la puerta de forma segura utilizando el intercomunicador y le dijo al oso que se fuera «varias veces».

El oso se da cuenta y eventualmente se aleja.

Los meses de otoño son conocidos como la temporada de osos en el norte y centro de Florida, ya que los animales buscan comida antes del invierno. Los avistamientos de osos alcanzan su punto máximo en diciembre y luego se reducen a medida que el clima cálido se aproxima.

La Comisión de Conservación de la Vida Silvestre y la Pesca de Florida dice que los osos pueden consumir hasta 20,000 calorías por día durante el otoño, lo que los hace constantemente en busca de fuentes fáciles de alimentos.


Los funcionarios estatales instan a los residentes a asegurar los botes de basura y nunca alimentar a los animales para no atraer a los osos a las comunidades residenciales.