Captura de pantalla -Cubanos por el Mundo

Un vuelo de La Habana a Miami tuvo que hacer un aterrizaje de emergencia tras presentar problemas con el tren de aterrizaje en la tarde del miércoles.


Pasajeros dijeron a Cubanos por el Mundo que en cuanto el avión tocó tierra una llanta del tren de aterrizaje se explotó obligando a la aeronave a volver a levantar el vuelo para dar tiempo al equipo del aeropuerto a preparar las condiciones en la pista para hacer un aterrizaje de emergencia.

Luego de dar varias vueltas el avión volvió a tierra y fue recibido con la asistencia de los equipos de emergencia del aeropuerto.

Los pasajeros a bordo pensaron que tendrían que aterrizar en la barriga del avión pero afortunadamente no sucedió así.

Una vez en tierra los pasajeros tuvieron que salir con rapidez de la aeronave bajo el protocolo de «runaway» ya que la llanta se estaba incendiando.


Un pasajero dijo a Cubanos por el Mundo que no los dejaron salir con su equipaje ya que debían abandonar la nave lo antes posible para evitar las llamas.

El vuelo de Swiftair aterrizó 30 minutos más tarde de lo programado a la 1:16pm. No se reportaron heridos.