Unas imágenes captadas en Florida muestran como un gato se ha salvado de ser devorado por un cocodrilo gracias a la puerta de la casa donde vivía.


En el interior de la casa se podían ver a los propietarios en total calma viendo como el cocodrilo rondaba la puerta tratando de entrar.

El gato también permaneció vigilando al cocodrilo desde la seguridad de la puerta cerrada.