Foto de archivo (pixabay)

Una mujer que nadaba en un lago en el condado de Brevard fue trasladada de emergencia a un hospital tras ser atacada por un caimán.


El caimán de 8 pies de largo atacó a la víctima en un lago ubicado en un área rural cerca del Parque Fay Lake Wilderness. La víctima fue identificada como Nichole A. Tillman de 26 años residente de Melbourne.

Un testigo dijo a Spectrum News 13 que Tillman estaba gritando y luchando por nadar cuando varias personas fueron a rescatarla. Ella fue trasladada por aire al Holmes Regional Medical Center pero han confirmado que las heridas, aunque graves, no son un peligro para su vida.

«La sacamos, y su costado y su muslo estaban abiertos. La gente agarró toallas y camisas, la envolvió por el costado y la pierna y la llevó hasta allá», dijo Dave Nygard. «… Aproximadamente 30 segundos después, veo aparecer una cabeza de caimán, todo de aproximadamente 8 pies».

La Comisión de Conservación de Vida Silvestre y Pesca de Florida dijo el domingo que un cazador de caimanes sacó uno de 8 pies y 6 pulgadas del área.


El ataque se produce durante la temporada de apareamiento de los caimanes, cuando los machos machos pueden ser más territoriales y agresivos.

Mark McHugh, presidente y director ejecutivo de Gatorland, dice que aunque los caimanes suelen tener miedo de los humanos, todos deberían estar en guardia cuando van a nadar, especialmente cuando se llevan mascotas. Advirtió que las mascotas tienden a ser activas y ruidosas y eso atrae a los caimanes.

Cualquier persona que tenga alguna inquietud debe llamar a la línea directa de FWC al 1-866-FWC-GATOR (866-392-4286).