Un cubano sin hogar, de 32 años, acusado de robo en Miami Beach compareció en corte este martes.


Berto Posada fue arrestado por robar las pertenencias de unos turistas en la piscina del Hotel Grand Beach en Miami Beach ubicado en Collins Avenue y la 48 calle, compartió AmericaTeVe.

En la bolsa había dos teléfonos Iphone, los cuales fueron rastreados por la policía, y permitió el arresto del ladrón, a quien se le acusa oficialmente de robo en mayor cuantía y posesión y uso fraudulento de tarjeta de crédito.

Posada ya había usado una de las tarjetas de crédito que robó, en un restaurante Subway a pocas cuadras del lugar.