Los trabajadores de servicios de comida de empresas contratadas en el Aeropuerto Internacional de Miami protestaron el martes por salarios más altos.

Vestidos con camisetas rojas que dicen «Fed Up», los empleados de LSG Sky Chefs dijeron que la compañía de catering de comida en vuelo les ha estado pagando mal. Quieren que American Airlines, la aerolínea más grande del aeropuerto, presione a Sky Chefs para que eleve los salarios de sus empleados.

«La mayoría de estos trabajadores ponen comida en los aviones de American Airlines», dijo Wendi Walsh, la secretaria y tesorera de United Here Local 305, que organizó la protesta. «Queremos que American Airlines le diga a [su] contratista que es hora de pagarle a estos trabajadores lo que se merecen».

El Condado de Miami-Dade tiene una ordenanza de salario digno que requiere que los empleados y empleadas del condado que trabajan para compañías que contratan con el condado obtengan al menos $ 12.63 por hora con beneficios de salud que califiquen. Sky Chefs alega que no caen bajo la ordenanza y así lo ha disputado.


Del mismo modo, las empresas que alquilan espacio en el aeropuerto y otras instalaciones del condado no están incluidas en la ley de salario digno. Por lo tanto, los empleados de la concesión reciben salarios más bajos que otros trabajadores del aeropuerto, como los conserjes, quienes sí reciben salarios dignos.

El alcalde de Miami Dade, Carlos Giménez, argumentó que obligar a los inquilinos privados a pagar salarios dignos dañaría la capacidad del condado para atraer nuevos negocios. Él vetó una ley aprobada por la comisión del condado en mayo que habría exigido a los inquilinos pagar a los empleados hasta $ 15 por hora.

Se espera que la comisión del condado de Miami-Dade reconsidere una ley similar el 10 de julio.

«Hemos dejado en claro a la comisión del condado que no es normal que un grupo de trabajadores sea excluido», dijo Patrick Volcin, organizador de Unite Here Local 305. «Es hora de que la comisión del condado haga lo correcto». »

La manifestación del jueves fuera de la Terminal D se produjo después de que el Aeropuerto Internacional de Orlando y los trabajadores del Aeropuerto Internacional de Fort Lauderdale-Hollywood se reunieron el mes pasado para discutir cómo reunirse para obtener salarios más altos.

Carlos Caballero fue uno de los manifestantes que cantaron y marcharon en círculos en la manifestación del jueves. Caballero, un servidor de José Cuervo Tequileria, dijo que tiene la esperanza de que el condado finalmente incluya a trabajadores como él bajo la ordenanza del salario digno. Dijo que no dejará de luchar hasta que lo haga.

«Nos han dejado afuera lo suficiente», dijo. «Es hora de un cambio. Lo necesitamos».