Un empleado de un establecimiento de Taco Bell en Ohio se negó a atender a un cliente sordo a través de la ventanilla del autoservicio, el empleado fue despedido después del incidente según dijo la propia compañía.

El suceso quedó captado en cámara y se ve al empleado negándose varias veces a recibir la orden que Brandon Wasburn, de 25 años, intentaba pedir con la ayuda de su teléfono celular.

El empleado amenazó al cliente con llamar al 911.