Francisco Céspedes, cantautor cubano expresó: “No me gusta mentir sobre mi vida. Durante muchos años viví la vida loca al máximo. Me encerraba por varios días con chicas, consumía todo tipo de drogas y cantidades industriales de alcohol, por lo que estaba gordo e hinchado”.

“Sigo tomando alcohol y fumo marihuana, soy sincero y no me avergüenzo por eso, soy un adicto responsable y funcional, ya no soy atascado y perdido como antes que me ponía hasta atrás. Ahora lo hago con moderación, me pongo límites y me siento muy bien en todos los aspectos de mi vida”, apuntó el cantante.

“Esta vida loca”, 1998 y “Dónde está la vida”, 2000, fueron exitazos de este cantautor cubano. Posteriormente en 2010, salió “Armando un Pancho” y en 2011 “Más cerca de ti”, que mantienen al artista en auge.