Hortensia Alfonso Vega con su mamá y su tía cuando fueron desalojadas y obligadas a vivir en el Parque de Colón

Este domingo, agentes de la seguridad del estado impidieron que Hortensia Alfonso Vega asistiera a una cita médica denunció Radio Martí Noticias. Alfonso Vega es una de las activistas del movimiento opositor Damas de Blanco en la provincia de Matanzas, quien fue operada de cáncer hace unos 5 meses y está supuesta a darle un seguimiento médico con regularidad a su condición de salud.


“Ya había logrado obtener un turno en el hospital Calixto García para mañana lunes. Resulta que cuando me disponía a ir para la Terminal (de ómnibus) con mi hijo, había un operativo aquí de la Seguridad del Estado, que se mantiene de hecho, encabezado por el oficial Villamil y otros oficiales (…) para impedirme que yo fuera a La Habana”, dijo Alfonso Vega a Radio Martí.

“Yo me dirijo a ellos y le digo que yo tenía que ir a La Habana y entonces ellos me explican que son órdenes de la jefatura (…) y que yo no podía salir”, relató.

Vega fue la activista que por más de un mes se vio obligada a vivir, junto a su madre y tía, ambas ancianas, en un parque de Cárdenas debido a que por presión del gobierno cubano, sus caseros la tuvieron que expulsar de donde vivían rentadas. La expulsión de Vega de donde residía con su familia, fue una forma del gobierno de castigarla por su activismo opositor al régimen.

Gracias a «Casa Cuba» en la ciudad de Tampa, Florida, a finales de agosto, Vega pudo comprarse una humilde vivienda con fondos provenientes de exiliados cubanos que apoyan al movimiento fuera de la isla.


Durante todo el día de ayer fue visible la presencia policial en la Terminal de Omnibus, con lo que Vega desconoce cuando tendrá oportunidad de llegar a La Habana para su seguimiento médico.