lochte-rio


El nadador cubanoamericano Ryan Lochte mintió sobre el asalto a mano armada que según él y otro nadador habían sufrido mientras regresan a la Villa Olímpica.

Un testigo asegura que Lochte y el otro nadador participaron de una pelea en la estación de servicio Barra da Tijuca y cometieron acto de vandalismo.

«Se detuvieron al lado de la estación, orinaron al lado. Tenemos imágenes de uno de los traseros de los atletas mientras se sube los pantalones. Les pedimos que usaran el baño, pero orinaron al lado, en la pared. No obedecieron el letrero, no usaron el baño (…) fue puro vandalismo», le dijo el dueño a ‘O Globo’.

Una juez de Brasil había ordenado que los nadadores involucrados no salieran del país por discrepancias en las versiones dadas a la policía.