Poco más de 8 millones de cubanos fueron convocados al voto por el referendo constitucional el día de ayer. Los colegios electorales cerraron sus puertas en horas de la tarde, confirmando poco después que el recuento de votos no estaría listo hasta horas de hoy lunes.


Sin embargo a pesar de que inicialmente el gobierno cubano dijo que solo los cubanos dentro del país podrían asistir a las urnas, no todos pudieron ejercer su «derecho al voto».

Este fue el caso de Graciela García Guerra, una cubana repatriada que denunció en su cuenta de facebook como no le permitieron llenar la boleta por ser justamente «una ciudadana repatriada».

“Esto es peor de lo que pude imaginar. Siendo residente de este país no me dejaron votar porque soy repatriada”, denunció en su perfil de Facebook.

Graciela, quien mantiene su hogar en Santiago de Chile, declaró que esta fue una “manera de controlar el voto en Cuba”.


En los comentarios del post de García, otra persona comenta que ella tampoco la dejaron votar a pesar de no ser repatriada, simplemente por ser residente de un país latinoamericano.

El Consejo Nacional Electoral informó al cierre de las urnas que un total de 7 millones 524 mil 318 personas habían asistido a votar. Dicha cifra representa el 81.53% del total de ciudadanos convocados.