Las autoridades identificaron e hicieron pública la imagen del hombre acusado de intento de secuestro de una niña de 11 años en Florida el martes temprano en la mañana.

La Oficina del Sheriff del condado de Escambia dijo que el sospechoso, Jared Paul Stanga, está acusado de intento de secuestro de un niño menor de 13 años, agresión agravada y agresión.


Las autoridades revelaron que el acusado, a quien se le impuso una fianza de 1.5 millones, tenía historial criminal de abuso sexual a menores.

«Este animal está fuera de la calle», dijo el sheriff Chip Simmons en una conferencia de prensa el martes por la noche. «Podemos aplaudir una vez más los esfuerzos y la resistencia de esa niña de 11 años».

El incidente se reportó en Pensacola. Stanga, de 30 anos, quedó grabado en camara cuando intento secuestrar a la niña mientras ésta esperaba el autobús escolar alrededor de las 7 am.

La niña estaba arrodillada en el césped mientras esperaba el autobús y jugaba con pintura azul y plastilina; cuando el hombre descendió de un auto blanco y armado con un cuchillo corrió hacia ella.


La niña fue identificada por medios locales como Alyssa, y en recientes declaraciones dijo a NBC News que usó la plastilina azul para marcar el brazo del hombre y que pudieran encontrarlo. Añadió que eso fue algo que aprendió en la serie policiaca Law and Order.

En efecto cuando la policía logró ubicar el auto del hombre en una casa en el condado de Escambia y lo encontraron a él, aún tenía pintura azul en su brazo.

Ahora, dijo que se siente «valiente, orgullosa, emocionada también. Valiente y orgullosa de mí misma, pero sobre todo orgullosa de mí misma».

Alyssa dijo a las autoridades que el mismo auto blanco se le acercó hace dos semanas y el conductor trató de hablar con ella. Ella informó ese incidente a sus padres y al director de la escuela.

El miércoles, un juez fijó la fianza de Stanga en más de $ 1.5 millones, de los cuales $ 1 millón por el cargo de intento de secuestro, $ 500,000 por el cargo de asalto agravado, junto con $ 5,000 por el cargo de agresión.

Si se libera, Stanga se colocará en un monitor y no se le permitirá tener contacto sin supervisión con nadie menor de 18 años.

Su próxima comparecencia ante el tribunal está programada para el 10 de junio.