El presidente Donald Trump anunció el miércoles su intención de nominar a Lana Marks, una diseñadora de carteras de lujo, como embajadora de Estados Unidos en Sudáfrica.

Marks también es miembro del exclusivo complejo presidencial de Mar-a-Lago en Florida, informaron varios medios de prensa.

Marks no tiene experiencia diplomática previa. Nació y creció en Sudáfrica y, según la Casa Blanca, habla afrikaans y xhosa, dos idiomas que se hablan en la nación.

El puesto, que requiere la aprobación del Senado, ha estado vacante desde que el ex Embajador Patrick Gaspard renunció en 2016.


Marks lanzó su marca de carteras después de que no pudo encontrar un bolso de cocodrilo rojo para que coincidiera con el traje que planeaba llevar a bordo del yate real Britannia para la celebración del cumpleaños de la reina Isabel II en 1984, según su sitio web.

Anteriormente, a fines de la década de 1970, buscó clasificarse para el torneo de tenis Abierto de Francia.

Su marca de accesorios se especializa en bolsas cortadas de materiales «exóticos», incluyendo cocodrilo, avestruz y lagartos. Por lo general, se venden por sumas de cinco cifras, aunque una creación de alfombra roja tenía un precio de $ 400,000, y cuenta entre sus clientes celebridades como Madonna, Helen Mirren y Sarah Jessica Parker, según su sitio.

En una declaración, la Casa Blanca dijo que ella ha servido en la Junta de Liderazgo de Mujeres en la Escuela Kennedy de Harvard, que trabaja para mejorar la igualdad de género en todo el mundo. Actualmente, Marks no figura como miembro en el sitio web de la junta.

Trump ha otorgado roles administrativos a otros miembros de Mar-a-Lago, nombrando a su amigo y partidario Robin Bernstein como embajador en la República Dominicana el año pasado.