Los pasajeros de cruceros que se han quedado varados son solo algunos de los muchos viajeros que tratan de salir del sur de la Florida antes de que el huracán Irma toque tierra, reporta Local 10 News.


Kristen Castro estaba en un crucero que tuvo que atracar temprano debido a Irma. Se suponía que volaría de regreso a Chicago con su hija el sábado, pero el vuelo fue cancelado. Ella llegó al aeropuerto temprano el viernes para tratar de tomar un vuelo a casa.

«El primer vuelo que pudimos conseguir fue mañana por la mañana, así que ahora estamos aquí esperando en el aeropuerto ya que no podemos registrarnos hasta las 4», dijo.

Castro es sólo uno de los muchos pasajeros de cruceros que fueron atrapados en el limbo y que ahora están tratando de reprogramar sus viajes de regreso antes de que el aeropuerto cierre.

Por su parte, en hombre de California dijo que perdió su vuelo de conexión a Bolivia a pesar de estar seguro en Los Ángeles de que su escala en Miami no tendría ningún problema.


«Antes de salir de Los Angeles pregunté si no habría problema y los encargados de la aerolínes me aseguraron que todo marcharía con normalidad. Momentos después recibí un mensaje de texto que decía: «Tu vuelo de Miami a Bolivia ha sido cancelado».

Llegó a Miami a las diez de la noche del jueves y volvió a reservar en una aerolínea diferente y tenía la esperanza de que podría llegar a un vuelo de las 6 de la mañana a Bolivia, siempre y cuando tuviera su equipaje a mano, que no apareció.

Le dijeron que muchos empleados de la aerolínea perdieron sus turnos mientras se ocupaban de asuntos personales relacionados con Irma, por lo que había suficientes auxiliares de vuelo o pilotos necesarios para volar.

«Así que no es un problema meteorológico el que canceló el vuelo. Fue simplemente porque la gente simplemente está preocupada por sus casas, lo que yo también», dijo.

«Nos sentamos en el asfalto durante unas tres horas», dijo.