11222625_1100690953282091_9097762346946170165_n


Llegó a Big Pine Key “el primer grupo de balseros que llega a Florida después de morir Fidel Castro”.

Uno de los que arribaron respondió a una pregunta diciendo “No, la muerte de Fidel…nosotros no..”, concluyendo “Nosotros no tenemos nada contra de él”, y continúa expresando que la motivación de su viaje es económica.

La declaración de éste balsero puede responder a el miedo enraizado porque en Cuba no hay libertad de expresión, además por el miedo de los que dejó en la Isla; o quizás realmente no tenga nada contra Fidel Castro.

La ley de Ajuste Cubano se aplica incorrectamente, pues a todos se tratan como “refugiados políticos” y no todos tienen ese status.