Bebé Darién con sus padres (fotos de Martí Noticias)

Los padres del bebé que nació en la selva centroamericana del Darién han decidido nombrar justamente así al pequeño: Darién.


Darién vino al mundo el pasado 14 de abril mientras sus padres hacían la travesía por la peligrosa selva panameña habiendo salido de Trinidad y Tobago hacía más de un mes, dijeron familiares a Martí Noticias.

La joven pareja cubana, de Trinidad y Tobago pasaron a Venezuela, de ahí a Colombia y finalmente a Panamá cuando comenzaron los dolores de parto.

“Cinco días de caminata condujeron al grupo hasta la comunidad indígena de Membrillo el día 11”, cuento la abuela de la criatura, Yanelsy Santana, desde el campamento La Peñita, en Metetí, bajo jurisdicción del Servicio Nacional de Fronteras, (SENAFRONT).

Gladis Perez, la madre del bebé y su esposo Yusnel Reyes llevaban seis horas de viaje hacia Metití en un grupo con otros migrantes cuando comenzaron los dolores. Varias personas la cargaron por otras ocho horas hasta llegar al destino y pedir una ambulancia dijo un testigo a Diario de Cuba.


Sin embargo la ambulancia demoró otras 10 horas en llegar y para entonces Gladis ya había dado a luz con la ayuda de una enfermera cubana.

Ahora Gladis, su esposo y el pequeño Darien han recibido estatus de refugiados por la agencia de la Naciones Unidas, ACNUR, y según familiares, piensan radicar en Panamá.