Mujer embarazada. Foto: Pixabay

Falleció el miércoles 17 de agosto en el Hospital Nacional, en La Habana, Elizabeth Espinosa, una joven embarazada, presuntamente por negligencia médica, a consecuencia de una transfusión de sangre no compatible.

Espinosa dejó un hijo de 10 años de edad, residía en el reparto Sierra Maestra, en el municipio de Boyeros.


Una publicación en Facebook de una amiga de la fallecida, publicó un texto dando la noticia:

“Me acaban de dar la noticia del fallecimiento de una amiga que conozco desde niña. Estaba embarazada a término y tenía anemia por culpa de la mala alimentación. Le pusieron una transfusión de una sangre no compatible e hizo una reacción transfusional”

La amiga explica en su publicación que el lunes, “comenzando la transfusión”, la embarazada “comenzó a sentirse mal y su niña falleció intrautero”.

Espinosa la mantuvieron ingresada y después de dos días le intentan hacer la cesárea y falleció el miércoles:

“Solo dos días después intentaron hacerle la cesárea falleciendo ella también hoy”


“Esto ocurrió en el Hospital Nacional. Eso es verificable, su nombre era Elizabeth Espinosa. Dejó un niño de más de 10 años”, termino diciendo en su denuncia.

La activista Betty Guerra Perdomo, también hizo la denuncia en Twitter:

“Elizabeth Espinosa, del reparto Sierra Maestra en Boyeros, falleció hoy en el Hospital Nacional. Elizabeth estaba embarazada casi a término y tenía un niño de 10 años. La ingresaron porque tenía anemia y le pusieron una transfusión de una sangre no compatible”, también la activista dijo que un médico amigo de la infancia de la fallecida calificó lo sucedido de “enorme” negligencia médica, agregando:

“Elizabeth tenía la canastilla de su bebé lista, culeros, cuna, ropita… Su amigo de la infancia, el cuál es médico fuera del país, y quien hace llegar la denuncia, afirma sin duda que esto fue una enorme e irresponsable negligencia médica. Un país que manda médicos a todo el mundo, pero que no es capaz de mantener los hospitales en condiciones mínimas para brindar la debida atención a la población, es un fraude total”, terminando con el Hashtag “#CubaEstadoFallido”

 En La Habana el 70 % de las gestantes tiene este padecimiento (Anemia), según datos oficiales dados a conocer en junio.

Ante el déficit de vitaminas, minerales y otros nutrientes, el gobierno anunció un ensayo clínico para comparar los efectos del Combifer-T con el Trofin y el fumarato ferroso.

En los últimos años salen a relucir en redes sociales, denuncias de embarazadas que han perdido la vida por presunta negligencia médica y también por falta de atención adecuada.