Frontera México Estados Unidos. Foto: US Goverment

La desesperación por llegar a Estados Unidos está llevando a migrantes a montarse en autos y lanzarse en movimiento una vez cerca de los puntos de inspección para poder pedir asilo ante los oficiales estadounidenses.

La nueva modalidad preocupa a las autoridades porque pone en peligro no solo la vida de los migrantes que lo hacen sino también los miles de vehículos que transitan en cada momento por la frontera según un reporte de la agencia EFE.


El gobierno de Estados Unidos ha aumentado la presencia de agentes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) lo que ha resultado en demoras en el cruce fronterizo.

La Policía Federal de México también ha aumentado su presencia para vigilar el tráfico.

El Programa de Protección de Migrantes (MPP) que se sigue implementando y se ha expandido a más zonas de la frontera ha aumentado la desesperación de los más de 3.000 inmigrantes indocumentados esperando, algunos de México, Venezuela, Cuba, Honduras y Guatemala.