La cadena española Meliá comenzará a administrar el año próximo ocho nuevos hoteles en las ciudades de Cienfuegos, Trinidad y Camagüey, en el centro de Cuba, con una capacidad total de 931 habitaciones, informó este viernes el grupo hotelero en un comunicado remitido a EFE.


El acuerdo fue firmado entre grupos hoteleros estatales de la Isla y Meliá Hotels International dentro del programa de la Feria Internacional de Turismo, que tiene lugar en Holguín hasta el 6 de mayo, y forma parte de la estrategia del Gobierno para promover destinos y circuitos fuera de La Habana.

«Estos ocho nuevos hoteles suponen un importante reto que asumimos con gran ilusión, y adquirimos el compromiso de garantizar el servicio Meliá a lo largo de la Isla para impulsar el segmento circuitos», dijo el presidente de Meliá, Gabriel Escarrer.

En Cienfuegos, Meliá pactó con la cadena estatal Gran Caribe para gestionar el Hotel San Carlos, de 56 habitaciones, y el Unión, uno de los más antiguos de Cuba, con 49 dormitorios, ambos situados en el centro histórico.

El conjunto hotelero Jagua de esa ciudad, que incluye el Hotel Jagua, el Palacio Azul, La Perla y la Casa Verde, será gestionado por INNSIDE by Meliá, la cadena de hoteles de 4 y 5 estrellas que ejecutará una inversión para dotar a las instalaciones de «los estándares de la marca».


Con el Grupo Cubanacán, Meliá acordó administrar y renovar el Hotel Ancón de Trinidad, con 279 habitaciones, operado como un Sol House, marca de Meliá dirigida a parejas jóvenes y grupos de amigos que se suma ahora a las cuatro marcas de Meliá ya presentes en Cuba, Meliá, Paradisus, Sol Hotels, y Tryp.

En Camagüey, Meliá inicia la cooperación con la estatal Islazul para gestionar tres hoteles, dos de ellos en el centro histórico, el Gran Hotel, de 72 habitaciones, y el Hotel Colón, de 58 habitaciones.

(Con información de Diario de Cuba)