El informe oficial «Malecón Tradicional: Plan Especial de Rehabilitación. Regulaciones Urbanas» asegura que el 70% de los edificios de El Malecón están en un estado tan crítico que deben ser demolidos total o parcialmente, informa The Associated Press.

El mismo documento, en el que aparece descrita la situación de los edificios que integran el conocido Malecón tradicional, asegura que de las 72 unidades, en las que hay 726 viviendas y 2,555 personas, alrededor de 52 tendrán que ser demolidas.

«Los materiales y sistemas constructivos… son causa del deterioro acumulado, lógicamente aumentado por la falta de mantenimiento y rehabilitaciones adecuadas, teniendo en cuenta además el sobreuso y las condiciones climáticas adversas», señala el informe elaborado por la Oficina del Historiador.

Algunas zonas comprendidas entre las calles Crespo y Ávila desaparecerán en su totalidad.


«El mar siempre va buscar lo que le pertenecía y hay que lograr un equilibrio para la convivencia, para poder disfrutar de ese espacio público», señaló a la AP la arquitecta Patricia Rodríguez, directora del Plan Maestro de la Oficina del Historiador.