En el condado más poblado de Florida, Miami-Dade, 309.420 usuarios se encuentran aún afectados sin electricidad, y en el condado de Broward, vecino de Miami-Dade, 209.150 usuarios de Florida Power & Light (FPL) permanecen sin fluido eléctrico según cifras oficiales del mediodía de este jueves.

«Estamos trabajando día y noche para restaurar la energía tras el paso del huracán Irma (por el sur de Florida). No pararemos hasta que el último cliente haya recuperado la luz», señaló en su página web la compañía eléctrica FPL, una de las principales proveedoras en el estado.

FPL tiene trabajando más de 21.500 trabajadores para restablecer el fluido en todo el estado.