Luego de un travesía de más de 20 horas en alta mar, dos grupos de balseros cubanos llegaron este fin de semana a Cayo Hueso y Cayo Maratón, formando un total de 22 isleños en busca de una mejora en su calidad de vida.

Algunos de los balseros dijeron que estuvieron unas 25 horas en el mar para finalmente tocar tierra, una acción que les permite quedarse en Estados Unidos a través de la Ley de Ajuste Cubano y su política «pies secos, pies mojados».

Según las estadísticas, unos 50.000 cubanos han llegado a Estados Unidos durante este año fiscal, de ellos unos 7.200 han ingresado a través de peligrosas travesías marítimas, reseñó Telemundo 51.