Una madre cubana en Miami está pidiendo ayuda a la comunidad para poder hacer justicia luego que su hijo perdiera la vida tras ser atropellado por un conductor que se dio a la fuga.


Su hijo César Figueroa de 21 años murió atropellado por Kia de color gris la noche del 28 de septiembre mientras celebraba la victoria del Miami Heat con unos amigos.

Su madre dijo en exclusiva a AmericaTeVe que el joven había comprado una moto de cuatro ruedas un mes antes de morir. Figueroa se había graduado de la secundaria Ferguson y su pasión no solamente era jugar baloncesto, sino también enseñar el deporte que practicaba con la camiseta con el número 20.

El lunes su familia, en declaraciones exclusivas realizadas al citado medio, le pidió al chofer que se entregara a las autoridades.

«Quisiera que la persona se entregara y se haga justicia, porque doblo ahí incorrecto, le dio al hijo mío y lo dejó tirado ahí como si fuera un animal», dijo su padre.


Detectives del buró de homicidios vehiculares de la Patrulla de Carreteras de la Florida están a cargo de la investigación.

Las cámaras de seguridad de la estación de gasolina localizada en Bird Road y la avenida 94 grabaron el momento en qué paso el vehículo y segundos después se observa volar la Yamaha junto con el cuerpo de la víctima.

Cualquier persona con información sobre el incidente puede reportarlo a la línea de Alto al Crimen en Miami Dade llamando al 305-471-8477.