policia cubana


De vuelta al “período especial”, es algo que asusta a todos, a los funcionarios castrista y a la población, y al parecer ya hay destellos de aquella época «de no haber nada».

Focos de protesta, y un alto nivel de criminalidad es la preocupación de las fuerzas de represivas del gobierno, pues no se sabe si puedan contener lo que se avecina. Y por ahora todos buscando combustible quizás el primer rastro de una nueva crisis.

Los apagones y la llegada de más turismo a la isla es una fuerte combinación pues como se sabe la soga se rompe por el lado más flojo, el pueblo.

“Eso ha comenzado a circular en los bufetes desde el mes pasado, recomendado que se tomen las medidas necesarias ante un posible aumento de la criminalidad, tanto por los problemas económicos que atraviesa la isla y con la llegada de turistas”, cita el diario a una fuente anónima.

La seguridad al turismo tiene que estar garantizada y la energía en las zonas turísticas también.