Iván Hernández Carrillo, secretario general de Asociación Sindical Independiente de Cuba (ASIC), asegura, que la Seguridad del Estado y la PNR «allanaron» el domicilio del sindicalista independiente Carlos Reyes, en la provincia de Cienfuegos, al cual detuvieron.


Reyes expresó, que estuvo, «seis horas bajo arresto». «Me llevaron dos laptops, una cámara fotográfica, el celular Blue, la línea que le compré a ETECSA y se llevaron una máquina de escribir en la que redacto reclamaciones a las instituciones del Estado», indicó.

«No estoy lucrando por lo que hago. Quienes vienen a mí son conscientes de lo que estoy diciendo. No obstante, me acusan por el artículo 160 y 161 del Código Penal de ‘usurpación de cargos’, cosa que no estoy haciendo. Usted usurpa un cargo, en este caso del de abogado según ellos, cuando recibe un beneficio por ese trabajo que está haciendo y no es mi caso», explicó.

«Me prohibieron moverme del municipio, me dejaron abierta una causa por la que me prometen ser condenado de uno a tres años de privación de libertad. Con esto impiden mis movimientos», aseveró.

Pérez también trabaja en el proyecto “Luz y Esperanza”. «Está dirigido a niños discapacitados, familias que tienen problemas económicos, que nosotros les ayudamos con alguna donación puntual, medicamento o comida, todo sale de nosotros, los miembros del proyecto, no nos lo da nadie. Tampoco lo aceptan las autoridades», afirmó.