Foto de archivo

Un juez federal ha abolido un decreto de consentimiento que impedía que la policía de Miami arrestara a personas sin hogar por holgazanear, dormir en las aceras o orinar en público.


El juez federal de distrito Federico Moreno emitió el viernes un dictamen que disuelve el Acuerdo de Pottinger que estableció protecciones para la población sin hogar de Miami del hostigamiento policial.

El Miami Herald informa que Moreno decidió que el amparo bajo el Acuerdo de Pottinger ya no era necesario debido a los albergues y servicios sociales disponibles para ayudar a las personas sin hogar de la ciudad.

El Acuerdo de Pottinger fue el resultado de una demanda colectiva presentada por 5,000 personas sin hogar en contra de la ciudad a principios de la década de 1990.

Los abogados de la Unión Americana de Libertades Civiles se opusieron a la moción de la ciudad para disolver el decreto. Moreno dijo que el caso había obligado a la ciudad a mejorar su comportamiento hacia la población sin hogar.