El joven Andy Hernández de 22 años de edad, sin experiencia sobre carreras de caballo, ha demostrado que es un aprendiz que promete, según el sitio especializado Past The Wire: “no sabía casi nada sobre las carreras de caballos en 2019 cuando se mudó a Miami desde Cuba».

En su uniforme lleva su cubanía impresa en su pantalón con la bandera cubana y la consigna “Patria y Vida”. Esta semana el joven aprendiz ganó la octava carrera del lunes para el entrenador Mike Moore, los propietarios Kasey K Racing Stable LLC y Michael Day.


En lo que va de año el talentoso joven ha obtenido 61 victorias de las 84 carreras realizadas.

Su primera experiencia en la pista, recuerda Hernández fue en una salida con un amigo en el sur de Florida.

 «Ese amigo le presentó a Hernández al entrenador de Gulfstream Park, David Brownlee, quien pronto le dio su primer trabajo en las carreras. Hernández comenzó como un gran caminante, aprendiendo el negocio desde abajo, y Brownlee se tomó el tiempo para enseñarle todos los aspectos del deporte que pudo», dijo la citada fuente.

Con su esfuerzo y dedicación Hernández tuvo la oportunidad en abril del 2021, gracias a Brownlee de realizar su primera carrera en Gulfstream Park con un caballo nombrado Majestic Luna.

A partir de ahí, ha recorrido un largo camino con Monmouth Park, uno de los cuatro hipódromos en los que realiza sus carreras en la actualidad.


Su actual agente Jimmy Boulmetis comentó:

«Vi que era un gran jinete, simplemente montaba malos caballos. Como nunca antes había estado en las carreras de caballos, es sorprendente lo rápido y lo bien que lo ha aprendido»

Hernández comenta que durante este verano  correrá en Monmouth Park, también en Parx y Penn National y si surgen las oportunidades lo hará en Laurel Park.

La asociación ‘Pennsylvania Thoroughbred Horsemen’s Association, dijo:

«Andy Hernández no monta como un jockey sin experiencia. Se ve bien en un caballo, toma decisiones inteligentes y monta con confianza. Ganó su primera carrera en su intento número 20. El segundo llegó después de 14 montas perdidas más. Ganó otro justo después de eso y luego pasó 36 carreras entre victorias, algo que no es atípico para un joven piloto que intenta encontrar un nicho. Ahora, las victorias llegan con mucha más frecuencia»

Hernández sobre sus sensaciones y estrategia en el momento de la carrera comenta:

«Me encanta. El momento dentro de la puerta, es un momento hermoso», «Tengo un plan antes de la carrera. Cuando abren la puerta, la carrera cambia. Necesitas un buen plan en este momento; obtener una buena posición en la carrera»

Una de sus aficiones aparte de las carreras de caballo es la pesca.

Andy Hernández, en los menos de 5 años residiendo en Estados Unidos, gracias a su tenacidad ha logrado aprender el inglés, cosa que no sabía a su llegada al país, al mismo tiempo  ha destacado también en poco tiempo en la silla de montar, cosa que tampoco dominaba.

Todo apunta a que Andy pudiera estar entre los jinetes aprendices con talento que han logrado en Park, éxitos en grandes carreras.