Caimán en tienda de Tacos. Foto: Henderson Police Department / Facebook

No mucho después de que un caimán apareciera en los titulares por perseguir a la gente a través del estacionamiento de un Wendy’s de Florida, se supo la noticia de una tienda de tacos en el este de Texas que se vio obligada a cerrar su servicio de autoservicio después de que un cocodrilo se metió en la fila y luego se quedó dormido.

La escena se desarrolló en Jucy’s Taco en Henderson el miércoles por la mañana.

Según el Departamento de Policía de Henderson, un caimán de dos metros y medio hizo el viaje de 150 metros hasta la taquería desde un lago cercano.

Según los informes, el caimán soñoliento fue llevado al cercano lago Willow Creek y liberado en un lugar no revelado por Texas Game Warden.