Afortunadamente los bomberos pudieron controlar un fuego que se desató en las primeras horas del domingo en un edificio de apartamentos de La Pequeña Habana, sin embargo, el incendio dejó sin casa a 13 familias que viven en el inmueble, reportó el canal WSVN 7.

Según el capitán Ignatius Carroll, portavoz del Departamento de Bomberos de Miami, el siniestro comenzó en una unidad del tercer piso del edificio, localizado en la calle Flagler Street, cerca de la avenida 22.

Las autoridades dijeron que el fuego se inició en la unidad 313, donde vive un anciano.

El anciano, identificado como Roberto Vilches, dijo que trató de salir del apartamento en cuanto se dio cuenta de lo que estaba pasando. Dijo que intentó escapar, porque si no lo hacía, se hubiera asfixiado en su propia casa.

El humo hizo que una mujer buscara refugio en el balcón de su casa, y se quedara atrapada allí. Los bomberos la rescataron y la bajaron, poniéndola a salvo.


De acuerdo con las autoridades, los ancianos que viven en los otros pisos fueron agrupados en un área por los bomberos, listos para evacuarlos si el incendio se propagaba.

Los bomberos, sin embargo, pudieron contener las llamas y nadie resultó lesionado.

La Cruz Roja Americana está brindándole ayuda a las 13 familias que quedaron sin hogar. “En situaciones como esta, se vive un estado de incredulidad”, dijo Roberto Baltodano, portavoz de la Cruz Roja. “Nadie se imagina que algo así le va a pasar”.