Policía de Miami-Dade

Fuentes policiales han reportado a la cadena Local 10 News que un hombre está bajo custodia en relación con el secuestro, asalto y disparos a un niño de 12 años.

El niño fue agredido sexualmente y baleado durante el fin de semana, y quedó temporalmente ciego después de que una bala lo golpeara en la mandíbula y le saliera por el otro lado de la cabeza, dijeron las autoridades el lunes.


El niño se encuentra grave mientras continúa recuperándose en el Jackson Memorial Hospital, mientras los detectives buscan al hombre sospechoso del repugnante crimen.

La vida del niño probablemente fue salvada por un buen samaritano, y los médicos dicen que si la bala hubiera impactado un milímetro en cualquier dirección, estaría muerto.

La policía describió al presunto atacante como un hombre hispano alto, blanco, con cabello largo y rizado, entre 30 y 40 años. Conducía un sedán negro de cuatro puertas.