Después de afectar las gestiones de organizaciones políticas como la Comisión Nacional Demócrata, finalmente Estados Unidos acusó a los rusos de estar detrás de los casos de piratería cibernética. Según EE.UU el objetivo de los ciberataques es interferir el proceso electoral de noviembre venidero.


“La comunidad de inteligencia de EE UU se siente segura de que el Gobierno ruso ordenó comprometer los correos electrónicos de ciudadanos e instituciones estadounidenses, incluidos los de organizaciones políticas estadounidenses”, afirmó la Dirección de Inteligencia Nacional y el Departamento de Seguridad nacional en los Estados Unidos.

“Creemos, de acuerdo con la amplitud y sensibilidad de esos esfuerzos, que solo los más altos funcionarios rusos podrían haber autorizado esas actividades”, sostiene la capital estadounidense.

No sería la primera vez que Rusia usa “tácticas y técnicas en toda Europa y Eurasia para influir la opinión pública” en esas regiones, recuerda el comunicado estadounidense.

la administración Obama ya ha tenido enfrentamiento esta semana con Rusia por el tema Siria.