El gobierno de Londres advirtió que está listo para lanzar un ataque nuclear preventivo en respuesta al aumento de las tensiones en la península de Corea.

El ministro de Defensa británico, Michael Fallon, aseguro en una entrevista con la BBC 4 Radio está preparada para ordenar el lanzamiento de misiles balísticos Trident en «circunstancias extremas», incluso si Reino Unido no se encuentra bajo un ataque nuclear.

El Trident, de fabricación estadounidense, es un misil balístico intercontinental diseñado para ser lanzado desde un submarino y tiene capacidad de llevar ojivas nucleares. Con un alcance de más de 11.000 kilómetros, constituye una parte fundamental de la fuerza nuclear de disuasión de Reino Unido y EE.UU.

El gobierno de Londres aseguro que su capacidad nuclear debe servir de manera disuasoria para aquellos que amenazan al país y la estabilidad del mundo.