Playa en Gergia. Foto: Captura de pantalla Youtube

El gobernador de Georgia decidió reabrir las playas del estado a pesar de las órdenes de quedarse en casa y el aumento de los casos de coronavirus.


El gobernador Brian Kemp, un republicano, anuló el cierre de la playa con su orden ejecutiva para que los residentes de su estado «se refugien en el lugar». Aunque la orden ejecutiva de Kemp impuso medidas estrictas de permanencia en el hogar, también reabrió todas las playas que habían sido cerradas por mandatos locales.

Georgia fue uno de los últimos estados en el país en anunciar una orden de quedarse en casa la semana pasada. Kemp anunció su decisión de implementar la orden el miércoles pasado, pero solo se mantendrá vigente hasta el 13 de abril. El gobernador también recibió críticas por decir que no sabía que las personas asintomáticas pudieran infectar a otros con el nuevo virus.

Kemp señaló el domingo en Twitter que los agentes del orden estatales vigilaban las playas de Tybee Island y otros lugares para asegurarse de que las multitudes no se reunieran, y que el tráfico en la playa parecía escaso. Kemp dijo que «Grupos en la playa y las fiestas están prohibidas».

«Las patrullas están vigilantes para que las personas puedan tomar aire fresco y hacer ejercicio mientras siguen las reglas de distanciamiento social», tuiteó el gobernador.