Este verano se cumplen 20 años de la muerte a tiros del famoso diseñador de modas Gianni Versace en Miami Beach, un hecho que sorprendió al sur de Florida y al mundo entero.


A plena luz del día el 15 de julio de 1997, Andrew Cunanan, de 27 años, mató a tiros a Versace, de 50 años, quien regresaba a pie del News Café, un restaurante cerca de su mansión en Ocean Drive.

Cunanan, sospechoso en el asesinato de por lo menos otras cuatro personas, se dio a la fuga. Entonces comenzó una una cacería nacional. Ocho días después, el cadáver de Cunanan fue encontrado por las autoridades en en una casa flotante en Miami Beach, donde se había escondido y donde se suicidó. Un enjambre de helicópteros de la televisión grabaron lo ocurrido.

Y ahora ese drama se vuelve a contar como parte de una serie de 10 episodios producida por la cadena FX en varios lugares de Miami Beach, como la antigua mansión de Versace, conocida ahora como The Villa Casa Casuarina.

FX aún no ha anunciado el nombre de la serie, pero muchos se refieren a ella como “Versace: La historia de un crimen en Estados Unidos” y “El asesinato de Gianni Versace: La historia de un crimen en Estados Unidos”.


La serie, que se espera se transmita en el 2018, está basada en el libro “Vulgar Favors” (Favores vulgares), escrito por Maureen Orth, corresponsal de Vanity Fair. En la serie, Edgar Ramírez personifica a Versace; Darren Criss es Cunanan; Penélope Cruz es la hermana de Versace, Donatella, y el cantante Ricky Martin es la pareja de Versace, Antonio D’Amico.

“Su presencia y la gente con la que compartía, las personas que invitó a su círculo, fueron un nuevo encanto en South Beach”, dijo Paul George, historiador del Museo de Historia de Miami. “Sus fiestas eran emocionantes y llenas de excesos. Eso le dio a South Beach un aura especial”.

Durante una reciente grabación, el equipo de producción se apoderó de Ocean Drive y de la mansión estilo mediterráneo que fue de Versace. Los extras se paseaban y patinaban frente a la casa, donde una fila de vehículos de los años 90, desde un Mazda Miata hasta un GMC Yukon, decoraba el paisaje.

Muchos turistas se han acercado para mirar y tomar las fotos de la producción.

(Con información de el Nuevo Herald)