Un hombre que después después de matar a una pareja de ancianos cubanos en Miami logró evadir la justicia por 11 años escondido en Costa Rica fue extraditado a Estados Unidos.

Henry De La Hoz fue detenido en Costa Rica, país al que huyó antes de ser condenado a 12 años de cárcel por la muerte de Víctor y Olga Lisabet reportó América Tevé.


De La Hoz, se declaró culpable pero no se presentó a la condena y escapó de Estados Unidos.

El prófugo se había casado en Costa Rica y tiene un hijo  y creó una fundación para enseñar artes marciales a niños pobres.

En Miami fue condenado a 12 años de prisión.