Presidente Donald Trump- Foto de la Casa Blanca

El Secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, reaccionó hoy a la farsa del referendo constitucional en Cuba donde fue aprobada la nueva constitución con el 73.3% de los votos según datos oficiales.


El Departamento de Estado emitió un comunicado denunciando el fraude en Cuba.

Comunicado del Departamento de Estado

El 24 de febrero, el régimen comunista cubano celebró lo que llamó un “referéndum nacional” sobre las revisiones a su constitución. Nadie debe dejarse engañar por este ejercicio, que logra poco más que perpetuar el pretexto de la dictadura de partido único del régimen. Todo el proceso ha estado marcado por un teatro político cuidadosamente gestionado y la represión del debate público.

La nueva constitución afirma principalmente el papel del Partido Comunista como el único partido político legal y decreta al sistema socialista “irrevocable”, bloqueando la posibilidad de una reforma económica desesperadamente necesaria. Este documento tampoco garantiza al pueblo cubano sus libertades fundamentales.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Si bien el régimen afirma que la votación del domingo fue democrática, las autoridades cubanas hostigaron y detuvieron a decenas de observadores y manifestantes pacíficos, confiscando teléfonos y dispositivos. A principios de este mes, más de 120 activistas iniciaron una huelga de hambre para enviar un mensaje al régimen de que los cubanos rechazan estas tácticas opresivas. Condenamos enérgicamente estos intentos de silenciar las protestas pacíficas, que muestran que los líderes de Cuba temen al pueblo cubano.

Estados Unidos sigue apoyando a los cubanos que han sufrido durante 60 años el fallido sistema político y la mala gestión económica de la revolución. Creemos que la historia está del lado de los valientes cubanos, y que este hemisferio es una región donde la democracia, la libertad y la dignidad humana reinan. Instamos a las democracias del mundo a unirse a nosotros para apoyar al pueblo de Cuba y sus llamamientos pacíficos a la reforma democrática.