Cuba Fidel Castro


Santiago de Cuba, el destino final de la caravana que lleva las cenizas de Fidel Castro, está “militarizada” y sus residentes realizan preparativos para la ceremonia de inhumación de sus restos en el cementerio Santa Ifigenia, según informaron disidentes a Martí Noticias.

“Hay militares en las calles y en los autos patrullando todo, y están pintando las zonas por donde pasará la comitiva», explicó el joven activista Alexei Hernández, de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

En todas las escuelas de la ciudad pararon las clases para realizar los preparativos y ensayos de las consignas que se dirán durante la ceremonia de despedida, el sábado 3 de diciembre, en la Plaza Antonio Maceo, explicó Hernández.

La periodista independiente Lisandra Robert, madre de dos niños, calificó de triste la situación en Santiago de Cuba, «y no por el luto, sino por las prohibiciones a tantas cosas».​

Robert agregó que se respira un ambiente de aburrimiento y desencanto entre la poblacion en general. «Lo más dificil es para los niños, que no pueden ver muñequitos, ni aventuras, ni ir a un parque a distraerse», recalcó.


«Por dondequiera andan multando hasta con 1.500 pesos a las personas que detecten oyendo música en los celulares», precisó la reportera, que conoció en las últimas horas dos casos de vecinos a quienes también les confiscaron los teléfonos «a pesar de que traían audífonos puestos».

La prohibición de oir música dentro de las casas también se mantiene en Santiago de Cuba.

«A una vecina que estaba oyendo música dentro de su casa el jefe de sector de la Policía entró, la multó, y se llevó el equipo de música», agregó Robert.