Lamentablemente, el estado de conservación de los monumentos históricos del país, está en decadencia. Eso es lo que opinaron ciudadanos cubanos al equipo de Cuba Dice.


Los ciudadanos son testigos del mal estado de conservación del patrimonio, sucio y olvidado por los medios de comunicación y por la poca difusión en las escuelas, lo que ha provocado que no se valore la riqueza histórica del país.

Si se llevara a cabo un programa de conocimiento de la Historia y los lugares de interés histórico, esto repercutiría positivamente en el cuidado de la población sobre los monumentos y lugares de interés turístico.

Maria del Carmen Pérez, directora del Centro Provincial del Patrimonio Cultural de La Habana, hizo énfasis en que el Estado es el máximo responsable del patrimonio del país.

No obstante, Mayra LaSare, Directora Provincial de Cultura de La Habana, destacó que se llevan a cabo distintas restauraciones en la capital. Aunque reconoció que no son suficientes, entre otras razones por la falta de materiales.